Anatomía de una vid March 06 2015

Todas las viñas tienen estructuras similares, pero ¿conocemos todos los órganos de la vid? La anatomía es una de las ramas de la biología donde se estudia la estructura de los seres vivos.

Pero además de su anatomía, conviene explicar su fisiología. La ciencia que nos cuenta como funcionan las partes de la estructura de un ser vivo. Anatomía y fisiología, un perfecto maridaje que nos ayudará a entender la evolución de la cepa.

1. Sarmientos

Los sarmientos son los nuevos hijos o ramas que la vid produce cada año. A lo largo de cada sarmiento, surgirá un número de bultos espaciados entre sí llamados nudos. De cada nudo asomará una hoja y una flor, o una hoja y un zarcillo. Formando nuevos brotes donde los tallos de las hojas se unen al sarmiento.

2. Hojas

Son el motor de la planta y las responsables de realizar la fotosíntesis. Proceso que se lleva a cabo cuando la clorofila de las hojas transforma la energía de la luz solar capturada, en agua y dióxido de carbono, y finalmente en glucosa y oxígeno. Destacan tres usos principales de la glucosa:

La vid puede combinar las pequeñas moléculas de glucosa para obtener carbohidratos de mayor entidad, que supondrán la fuente principal de su estructura.

La energía almacenada en la glucosa podrá liberarse en otros procesos de vida que la planta necesite.

La concentración de glucosa en la fruta, servirá para atraer animales, necesarios para la propagación de semillas.

3. Zarcillo

La vid es una planta trepadora que no puede sujetarse por si misma y necesita una estructura de sujeción que la mantenga erguida, los zarcillos son esa estructura. Una vez que los zarcillos sientan la estructura, como una espaldera, se aferrará alrededor del alambre con el fin de mantener el sarmiento erguido.

4. Flores y Bayas

Las flores son sus órganos reproductores, que son hermafroditas, es decir, poseen los dos sexos y se agrupan en racimos llamados inflorescencia. Cada flor que se polinice con éxito se convertirá en una baya, y la inflorescencia en un racimo de uvas que será vendimiada al final de la temporada.

5. Brotes

Surgen en la unión de la hoja y el sarmiento, y son el punto inicial de crecimiento. Una vez formados, maduran en el interior del revestimiento durante la temporada de crecimiento, dando lugar finalmente a toda una estructura en miniatura que desarrollará un nuevo sarmiento, hojas, floresy zarcillos.

6. Madera de un Año

Los sarmientos después de haber crecido se vuelven leñosos durante el invierno, para convertirse en madera de un año la primavera siguiente, es el momento en el cual, los brotes formados el año anterior brotan y se convierten en sarmientos. El cuidado de la madera de un año es fundamental para el viticultor, porque normalmente la vid sólo producirá fruta en sarmientos de brotes desarrollados el año anterior.

7. Madera Permanente

Es la madera de más de un año. En la viña la cantidad de madera permanente es limitada por la poda y está formada por el tronco y las ramas de la vid. La cepa almacena algunos de los carbohidratos reservados en su madera permanente durante el invierno, que son el alimento inicial para el crecimiento de los sarmientos, hasta que las hojas puedan comenzar a suministrar hidrato de carbono.

8. Raíces

Básicamente, su función es la de absorber el agua y nutrientes del suelo, sujetar la vid y almacenar carbohidratos, para permitir a la cepa sobrevivir al invierno. También hay que tener en cuenta con respecto a las raíces, que en la mayoría de los viñedos modernos, la especie “Vitis Vinifera“, se injerta en sistemas de raíces de otras especies porque no puede resistir a la filoxera (parásito de la vid, insecto).

(Foto de portada: turispain)

(Vía Vinopack)